¡Cuidado, qué viene el ébola!

Lo que ocurrió este verano con los supuestos de ébola en España, que si un caso por allí y otro por allá, con el llamado por el periodista José Naranjo, ‘diagnóstico racial’ por el cual “si eres negro y tienes un poco de fiebre y te duele un poco la garganta, ten cuidado si vas al hospital”…, me recuerda al cuento del pastor que gritaba todo el tiempo “¡Cuidado! ¡Qué viene el lobo, qué viene el lobo!”. Al final la gente se cansó de escuchar siempre lo mismo y cuando vino el lobo nadie se lo creyó.

ebola_map_fp

Guinea, Sierra Leona y Liberia son tres “pequeños” países del África Occidental.

La serenidad se queda en el cuento porque cuando ha tenido lugar el reciente caso de ébola en España han saltado las alarmas. Hashtags como #vamosamorirtodos en la red social Twitter reflejan como muchos ciudadanos españoles han pasado a jugar el rol del pastorcillo. En España, de momento, tenemos un caso. Y todos los recursos para contener el virus. (Un debate aparte es cómo nuestras autoridades lo hayan gestionado). En Liberia, a 1 de octubre, según el último informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS), hay 3.834 casos, 2.069 muertes. En Sierra Leona, 2.437 casos y 623 muertos. En Guinea-Conakry 1.199 casos, 739 muertes.

Estamos hablando de 3.421 muertes en estos tres países desde que la epidemia comenzara en diciembre de 2013 en Guinea. 3.421 personas. Más las ocho que han muerto en Nigeria, un país a 2.000 kilómetros de este brote a donde el virus viajó en avión con un funcionario liberiano de la CEDEAO (Comunidad Económica de Estados de África Occidental). Uno de los médicos que lo trataba se contagió y de él pasó a otras personas dándose 20 casos de ébola en Nigeria, donde llevan más de 21 días (periodo de incubación de este virus) sin ningún nuevo enfermo. Una muy buena noticia. Los médicos son los más expuestos en esta batalla. De hecho, según los últimos datos recogidos por la OMS, del total de infectados 382 son trabajadores sanitarios y 216 han muerto víctimas del enemigo que intentaban paliar. Y es que en esta epidemia de ébola son muchos los héroes que vencen al miedo pero que se encuentran ante un adversario que se les queda grande. Y ante unos recursos materiales y humanos, infraestructuras y ayuda internacional que se quedan demasiado cortos.

1925pd7oihnlzjpg

El verdadero tamaño de África. España, Francia, Alemania, Italia, Estados Unidos, China, India, etc. entran juntos en el continente.

El miedo va de la mano del ébola. Hay quienes incluso le llaman ‘la epidemia del miedo’. Así que se ha convertido en su mejor aliado. Este virus está haciendo hasta que los más competentes digan tonterías así que ya podéis imaginar el “canguelo” que da. Una de las informaciones difundidas y repetidas hasta la saciedad es que este virus mata al 90% de las personas que se contagian. Hagamos los cálculos: 3.431/7.470×100=45,93. Este número es un porcentaje: 45,93% y la tasa de mortalidad que tiene ahora este virus en Guinea, Liberia y Sierra Leona. Aunque también hay quienes señalan que puede que muchos enfermos no estén contabilizados por la OMS y que sea un poco más alta. Pero no es un 90%, ni siquiera haciendo el cálculo separado por países. Lo cierto es que el virus ébola tiene una tasa de mortalidad que PUEDE llegar al 90%. Pero no es el caso. Lo cierto es que no es verdad que #vamosamorirtodos.

Ya me han dicho tres personas que deje de pensar en volver a África “porque allí hay muchas enfermedades que se contagian” (Nota: se refieren al ébola…). Y yo vuelvo a insistir. África no es un país. Tiene 55 países. Y aunque sus fronteras pueden ser bastante impermeables los kilómetros que conforman este continente son inmensos. En la actualidad sólo (aunque ya es suficiente) hay ébola en tres países de África Occidental: Guinea, Sierra Leona y Liberia, así como una epidemia que no está relacionada con esta en el país de donde se dice que procede esta enfermedad: República Democrática del Congo (RDC). De hecho de allí coge el nombre, del río Ébola. En RDC a 1 de octubre, la OMS tiene constancia de 43 muertes y 70 casos. Pero esa gente no importa, porque está muy lejos, o por qué se yo…

1408298181_579436_1408298743_noticia_grande

Amadu, de cuatro años y su hermana Hawaiu, de tres, viven con su abuela tras la muerte de sus padres por ébola. / JOSÉ NARANJO (El País)

Cosas que sí preocupan de esta epidemia del ébola y que no son contagiarse en España: el riesgo de crisis alimentarias por el cierre de fronteras, la desestructuración familiar y social por el rechazo de los enfermos de ébola que se curan, los al menos 3.700 niños que en Guinea, Liberia y Sierra Leona han perdido a uno o a ambos progenitores desde el inicio del brote en África occidental, según las primeras estimaciones de UNICEF; la violencia que produce tanta confusión y falta de información, la incompetencia de los altos cargos de las organizaciones internacionales, la indiferencia ante el sufrimiento de los que de verdad están padeciendo este virus de la ciudadanía global, y el choque tan brutal que supone para las economías de los países contagiados, ¡y de África! (que repito… no es lo mismo).

Un ejemplo sencillo es el de Senegal donde el 29 de agosto se anunciaba el caso de un chico que  había subido infectado de ébola en autobús desde Guinea. Cuando se curó se volvió a casa, sin aumentar, por suerte, la epidemia. Pero las ganas de visitar Senegal también se fueron. Como contó un empresario turístico a José Naranjo: “Todos los días recibo una media de dos cancelaciones. No hay más que darse una vuelta por Sally y La Somone, uno de los principales destinos turísticos del país. Los hoteles están vacíos”. Tendremos que ver cómo reaccionan nuestros turistas ahora…

WORKERS-master675

Josephine Finda Sellu, matrona y enfermera en un hospital del gobierno en Kenema, Sierra Leona, donde han muerto 15 enfermeras Ébola / SAMUEL ARANDA (The New York Times)

Es un error que los medios españoles gritaran “¡Cuidado, que viene el ébola!”, que se avisara de supuestos casos posibles que siempre daban negativo. Alarma social gratuita. También es un error no escuchar a quienes llevan gritando desde que en marzo las autoridades guineanas avisaran del brote. Liberia, Sierra Leona, Guinea. Donde la epidemia está devastando de manera real. Donde el #vamosamorirtodos no es un hashtags sino el pensamiento angustioso que en ocasiones se pasará por la cabeza de quienes de verdad conocen los estragos que causa el ébola.

Anuncios
Categorías: Uncategorized | 6 comentarios

Navegador de artículos

6 pensamientos en “¡Cuidado, qué viene el ébola!

  1. Mi propia hermana canceló un viaje ¡¡a Kenia!! por miedo al ébola…

    Me gusta

  2. Yo me voy a América Latina…… y ya van dos personas alertándome del ébola!!!!!!!!!!!! Me molesta que la gente hable desde el desconocimiento y ni siquiera intenten informarse. Muy bueno este post!

    Me gusta

  3. I.V

    yo acabo de volver de etiopia y el simple cambio de temperatura me a dao gripe…me estan diciendo que me haga las pruebas del ebola!! cuanta mente estrecha

    Me gusta

  4. Pingback: Cuando el ébola llegó a España | baab al shams

  5. Miguel Carlos Moreno

    Yo sigo aquí en Kolda “Senegal” y para los que piensan que es una locura viajar a un país como este. Le diría lo que le dije a mi hermano. Ustedes lo tienen peor en España.

    Me gusta

  6. Pingback: BAAB AL SHAMS | Cuando el ébola llegó a España

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: